martes, 20 de agosto de 2013

Las Sombras de las Estrellas

Las Sombras de Las Estrellas by Mabel Ruiperez

miércoles, 19 de junio de 2013

Día de la Bandera....

Quisiera en esta fecha poner la mirada más allá de nuestra Bandera, si bien es un festejo tradicional, cuando acudí a la Escuela Bancalari con mi cámara de fotos, fui con la intención de sacar algunas fotos a mi madre que pertenece a un centro de jubilados y allí hay un grupo de folklore llamado "Arte y Estampa" que dirige la profesora Marta Torres. Los niños juraron lealtad a la Bandera y se hicieron presentes para el festejo el grupo que acabo de mencionar y la banda de Suboficiales de la Fuerza Aérea. 
Empezó la música y el baile y una emoción me recorrió el cuerpo, como cuando era chica y sentía orgullo al cantar el Himno Nacional, ahora la emoción es doble, pues se mezcla la niña de antes y la docente que hoy soy y veo con ojos nuevos que aquella frase de mis maestros que decía que también se educa con el ejemplo se hace realidad en cada Escuela de la mano de la "presencia", ese es el ejemplo, estar ahí, ser testigo y protagonista.
Que nuestros niños de hoy vean a los abuelos bailar en un acto escolar es enseñarles que la vejez es una etapa más de la vida que llega de la mano de la experiencia, es enseñarles a querer la vida, es mostrarles que los "viejos" también viven en este plano del presente y con la dignidad de una existencia plena, es enseñarles a quererlos por el solo hecho de estar ahí, acompañándolos, siendo testigos de su infancia.
Que una banda venga a su Escuela para engalanar la fiesta es hacerlos sentir importantes, porque lo son. Saber  que a pesar de que la Educación ha sido castigada por años, se sigue educando con la esperanza del cumplimiento de los sueños, pero no de los maestros o los profesores, de los niños y adolescentes, esa es nuestra misión que los sueños de ellos se cumplan, para eso educamos y por eso necesitamos la valiosa presencia de los padres, de los abuelos, de las demás instituciones, para educar más allá del aula... para educar en el ejemplo.
Les dejo imágenes que pude registrar ese día para que mis palabras sean vistas y no solo leídas. Y pido disculpas por la calidad de la producción de los videos, es producción casera pero con mucho amor.




video

martes, 2 de abril de 2013

¿Quién de nosotros?

Esa es la pregunta que me hago cada año para este día, 2 de abril, feriado en memoria del inicio de una guerra declarada a Inglaterra en disputa por las Islas Malvinas, y sin ser una antipatria, y sin dejar de pensar que lo justo sería que fueran argentinas, ¿Quién de nosotros sabe exactamente la... geografía de las islas, por ejemplo?. Yo lo busqué en wikipedia no voy a mentir porque no lo sabía, encontré esto: "Uso de la tierra: Arable: 0%, Cosechas permanentes: 0%, Pasturas permanentes: 99%, Bosques: 0%, Otros: 1%." Interesantes porcentajes no?. y ¿el clima?,  "las islas Malvinas tienen un clima oceánico subantártico muy influenciado por el mar al tener una temperatura anual de rango estrecho. La temperatura máxima promedio en enero es de 12,8 °C, mientras que en julio es de cerca de 3,9 °C. Más de la mitad del año los días son lluviosos, la precipitación media anual es de 574 mm, pero la isla Soledad es generalmente más húmeda que la Gran Malvina". 
Y entonces me pregunto sinceramente ¿Quién de nosotros irá a trabajar a las islas si las recuperamos?, ¿Quién de nosotros sacrificará la vida social de los climas más benévolos para resistir en una tierra inhóspita por el solo hecho de ser patriota?. Y en el remoto caso de entrar en conflicto bélico nuevamente con Inglaterra, ¿Quién de nosotros tomará un fusil para ir a defenderlas, sin saber nada de armas, sin comida, sin abrigo, con miedo, con hambre y con la certeza de perder la vida? HOO si así fueron nuestros soldados a la guerra, con palos y piedras en comparación con los británicos, niños que fueron allí a perder la vida, mientras acá festejabamos un triunfo que nunca existió, hasta que el mismo señor que la declaró salió al balcón de la casa rosada a decir que habíamos perdido, borracho estaba, y no lo digo en forma figurada, es literal estaba alcoholizado tanto el día que la inició como el día que anunció la rendición.
Sin ser fatalista veo mucha gente haciaendo cola para cobrar subsidios pero no me imagino gente haciendo cola para ir a vivir a las islas.
¿Quién de nosotros  se ocupó alguna vez de los ex-combatientes? Darle una limosna en la calle no es ocuparse, ¿Quién de nosotros lo cobijo en su casa, le dió ropa y comida o trabajo cuando volvieron de las islas lisiados, o con problemas mentales, y no conseguián un lugar en la sociedad?
¿Quién de nosotros hizo alguna vez algo por esos muchachitos que perdieron la cordura en una guerra total y absolutamente incoherente? 
Y ¿Quién de nosotros piensa que el gobierno actual o cualquier otro en el pasado o en el futuro quiere de vuelta las islas por una cuestión de honor y sentido patriotico? Lamento ser tan obvia pero es tan evidente que ciertos egos con poder quieren las islas por una cuestión de protagonismo histórico. Pero me pregunto, cuando las Malvinas sean nuestras de verdad y no solo en el slogan ¿Qué haremos con ellas?

lunes, 25 de marzo de 2013

Demonización de los objetos

Hace unos días atrás asumió como Papa, la cabeza visible de la Iglesia Católica, Jorge Mario Bergoglio, llamado ahora Francisco I, el primer Papa Argentino, desde ese momento en las redes sociales estallaron opiniones encontradas, caricaturas, dibujos, chistes, pero a mi me llamó poderosamente la atención una foto, trucada obviamente, donde se puede apreciar un papa movil en el ford falcon verde, muchos de nosotros entenderá la ironía de la imágen, el auto ford falcon verde se asocia con la dictadura militar del 76, recordada en el día de la memoria cada 24 de marzo, y se asocia ese vehículo al uso que hicieron los militares de esa época.
Más allá de que no se ha presentado ninguna prueba fehaciente de que el nuevo Papa haya estado involucrado con  las prácticas ejercidas en ese período histórico argentino, totalmente repudiable por otra parte, mi creencia, que quizás no es el tema de este escrito, es que realmente el Papa no participó y que será un buen guía para la Iglesia Católica.
Siguiendo con lo que desató mi interés, es en realidad un interrogante, ¿cuáles son los mecanismos picológicos, colectivos en este caso, que nos llevan a demonizar ciertos objetos?. Porque si vamos a lo más básico de una argumentación simple, el auto ford falcon verde era el auto de la época se usó para fines perversos como lo fue el traslado de personas que hoy siguen desaparecidas, pero también se usó para otros fines. Con la misma lógica tendríamos que condenar a la rza de perros ovejero alemán por haber sido usados por el nazizsmo, o juzgar como terrorista a los perros suicidas, asi llamados por los rusos ya que eran provistos de una mochila con explosivos para hacer volar a los tanques enemigos.
La respuesta al interrogante no la tengo pero si creo que una aproximación sería realizar una reflexión acerca de las acciones humanas, demonizamos objetos o seres vivos que no poseen razonamiento para desplazar la responsabilidad que le compete a una persona o a un grupo de personas por crimenes de lesa humanidad. Incluso tendríamo que hablar aquí de la destrucción, por ejemplo, de los edificios, la pintada de paredes, por una protesta de cualquier índole.
El objeto representa, se hace visible sin ningún tipo de culpabilidad, somos los seres humanos que le damos esa categoría de malo o bueno a una cosa inanimada en el caso de un edificio, o a un ser vivo como el perro pero que no tiene la capacidad de decir sobre una acción para la que fue entrenado.
Considero que este sería un debate interesante para vislumbrar como ciertas acciones de carácter masivo, que son condenables, tras el paso del tiempo, pierden de alguna manera el foco de la discusión real para desplazarse a los ámbitos de la catarsis colectiva de otro grupo que repudia dichas acciones.
Para que esto quede claro volvemos al ejemplo del auto, el auto es solo un objeto, no tiene culpabilidad alguna en las acciones de los hombres, son las acciones de los hombres las que dañan, atentan contra la vida del otro, no es el auto en sí, ni un edificio, ni un perro. No se puede destruir la acción destruyendo los objetos, ni tampoco se cuenta una historia condenando un objeto.
Espero que se abra el debate y todas las opiniones son bienvenidas, el diálogo respetuso es el único camino hacia una sociedad madura y civilizada.